Header Ads

ads header

Noticias de última hora

Elon Musk dijo que canceló la compra de Twitter por la empresa no proporcionar toda la información que pidió



El multimillonario estadounidense Elon Musk volvió a poner en duda el acuerdo para la compra de Twitter, de acuerdo con una carta enviada el viernes por su abogado en su nombre. Casi de forma inmediata, las acciones de la compañía cayeron hasta un 6% en los movimientos después del cierre.

En la carta, presentada ante la Comisión de Bolsa y Valores (SEC, por sus siglas en inglés) por el abogado Mike Ringler, se anuncia que se rescindirá el contrato por USD 44.000 millones debido al incumplimiento sustancial de varias disposiciones del acuerdo, entre ellos un pedido de información hecho a la compañía: “Por la presente, el señor Musk ejerce (el) derecho a rescindir el Acuerdo de Fusión y abandonar la transacción”.

Ringler afirmó que Twitter no proporcionó a Musk la información comercial relevante que solicitó: “Twitter ha fallado o se ha negado a proporcionar esta información”, afirmó Ringler. “En varias ocasiones, Twitter ignoró los pedidos de Musk; algunas veces, las rechazó por razones injustificadas y, otras, afirmó que las cumplía mientras le daba a Musk información incompleta o inutilizable”.

En la misiva, Ringler también dijo que Twitter violó el acuerdo porque el mismo presuntamente contiene “representaciones materialmente inexactas”, en relación a las cuentas de spam en la plataforma. Twitter ha dicho que no es posible calcular el número de las cuentas de spam únicamente a partir de información pública y que un equipo de expertos realiza una revisión para llegar a la cifra del 5%.

El anuncio pondría punto final a una larga saga de dudas después de que la persona más rica del mundo cerrara el trato para Twitter en abril pasado, para luego suspender la compra hasta que la compañía demostrara que los robots de spam representaban menos de 5% del total de sus usuarios.

El jueves, Twitter había informado que elimina 1 millón de cuentas de spam al día durante una llamada con ejecutivos durante una sesión que tenía como objetivo informar sobre el tema que la enfrentaba con Musk.

Los directivos de Twitter reiteraron en la llamada que las cuentas de spam representan menos del 5% de su base de usuarios activos cada trimestre. Además, indicaron que, para calcular cuántas cuentas son spam malicioso, revisa “miles de cuentas” muestreadas al azar, usando datos públicos y privados como direcciones IP, números de teléfono, geolocalización y cómo se comporta la cuenta cuando está activa, a fin de determinar si una cuenta es real.

Desde hace semanas, los expertos se preguntaban si Musk buscaba retirar su oferta o renegociar a la baja el precio de la compañía. Las partes se comprometieron a una indemnización por ruptura del acuerdo que puede llegar a 1.000 millones de dólares.

No hay comentarios